Obviar.

Obviar.

• MINIFICCIÓN •

La velocidad de lo efímero.

Rosa Delia Guerrero

Sólo era cuestión de tiempo, su vida se había convertido en un caos vertiginoso, atrapado en lo cotidiano. Un día Hong Kong, otro Nueva York y luego, quizá París. Envuelto en la soledad de los días escurridos de prisa sobre las manecillas del reloj. Todo ocurría a tal velocidad que parecía no suceder. Vivía en una ficción, tejida en forma de laberinto, sin imaginarlo lo atrapó por siempre.
Una mañana, o ¿era el atardecer?, subió a un tren. Sentado en la quietud de un compartimiento vacío, viajaba a gran velocidad. Nunca se detuvo a mirar el sol.
La muerte apareció puntual a la cita, ataviada con un vestido de seda negro, lo sedujo poco a poco.
Él la confundió con la rutina y la abrazó.

Tarot, así sólito, sin nada.

Tarot, así sólito, sin nada.

«Los hombres, creyéndose libres, son sólo un juguete de oscuros poderes, y humildemente deben conformarse con lo que el destino les depara».

El hombre de arena, E. T. A. Hoffmann.

Sebastian Domaschke

19. The sun [reconciliation].
Sebastian Domaschke
12. The hanged man [test].
Sebastian Domaschke
16. The tower [liberation].
Sebastian Domaschke
Holonimia.

Holonimia.

«Al fin y al cabo todo en este mundo es misterioso. No hay ningún hecho que pueda ser aclarado satisfactoriamente. Como tapabocas se publicaron fotos de la cabeza y el torso de un muchachito, vestigios extraídos del Canal de Desagüe. Pese a la avanzada descomposición, era evidente que el cadáver correspondía a un niño de once o doce años, y no de seis como Rafael. Esto sí no es problema: en México siempre que se busca un cadáver se encuentran muchos otros en el curso de la pesquisa».

Tenga para que se entretenga.

José Emilio Pacheco.

Holografía.

Holografía.

«El señor White sacó del bolsillo el talismán y lo examinó con perplejidad.—No se me ocurre nada para pedirle —dijo con lentitud—. Me parece que tengo todo lo que deseo.—Si pagaras la hipoteca de la casa serías feliz, ¿no es cierto? —dijo Herbert poniéndole la mano sobre el hombro—. Bastará con que pidas doscientas libras».

Pata de mono.

William Wymark Jacobs.

Holístico.

Holístico.

«—¿Qué cambiarías si pudieras?
Supo la respuesta, también antes de que llegara.
—Todo.
Sonrió. Nadie desea cambiarlo todo. Siempre hay una o dos cosas a las que desearías aferrarte. Pero comprendió perfectamente a lo que ella se refería. Y también, que la amaba de un modo similar: absoluto, radical, sin limitaciones… todo incluido».

Un juguete para Justine.

Antonio Malpica.

Minientrada

Palabras que provienen de Todo I.

Holocausto

Proviene del griego holos, ‘todo’, y kaustos, ‘quemar’, que significa: ‘quemarlo todo’. Podemos encontrar esta palabra en la Biblia –Levítico, capítulo 6, versículo 9–, y refiere al sacrificio de un animal, al cual se incinera en honor a Dios. Posteriormente, se empleó este término para referirse al exterminio sistemático ocurrido durante la II Guerra Mundial a manos del nazismo en territorios ocupados por Alemania. En hebreo se le conoce como Shoá –השואה–, la ‘Catástrofe’.

• • •

Mi cuerpo, convertido en una llaga infinita, fue arrastrado hacia una cima de piedra, donde quedó expuesto en ofrenda al astro devastador. Debajo de mí, como exposiciones de mi delirio, estaban los ojos de él, semejantes a dos manchas de saliva sobre arena calcinada, dando testimonio de mi agonía, proclamando, innobles y complacientes, el final de mi holocausto“.

Tema del rescate. Agustín Monsreal.

Ser de ti.

Ser de ti.

• DESCANSAMOS LOS MARTES •

🍸

TODO A MAR

Hay espacios que no se llenan, se inundan como el mar. Se florecen; como el rojo filo de tus labios que me atrapa.
Eres mi estrella, me brillas todo.
Vienes de un cielo raso y claro, me inundas.
Tienes mi mirada encontrada con la tuya y un dejo de pasión que nos llena de todo.
Llevas mi alma sostenida y todo mi cuerpo tiembla.
Quiero encontrar en tus labios un susurro, que alimente mis deseos y multiplique tus pasiones. Quiero, saber a mar.
Ven, vamos a encontrar un sitio aparte, donde tus deseos sean mis razones absolutas, y yo pueda ser, quien más te pueda amar en este mundo.

MARCO DE MENDOZA

🍸